Voluntariado en asociaciones: esa cosa que deberías hacer y ninguno te lo queremos chivar…

4.8 (95%) 4 vote[s]

Rotundo: el voluntariado mola. Y, además, enseña y mucho. No hay vuelta de hoja. No te lo hemos dicho hasta ahora porque, si todo el mundo se entera, nos vamos a matar por hacer voluntariado y no habrá sitio para todos.

¿De qué me hablas? ¿De mudarme a  [sitio X]?

A ver: hacer un voluntariado en el norte de África – por citar un lugar – durante unos meses suena genial. Sin embargo, hoy nos queremos centrar en integrar el voluntariado en tu vida académica.

Cuéntame más…

Está claro que en la universidad supone una carga inconmensurable de trabajo. No obstante, también está claro que hay mucho más allá de lo que se nos enseña en la universidad y ya no me refiero a la cuestión de si hace falta más o menos horas de prácticas. Hablamos de las habilidades transversales. Suena a palabro pero es simple: saber hablar en público, participar en un equipo de trabajo, dirigir un equipo, llevar un presupuesto, mejorar en comunicación digital, aprender a llevar una página web, liderazgo, resolución de problemas, hacer maravillas gráficas con el programilla de turno…

Todas estas cosas son las que puedes obtener realizando un voluntariado en una de las asociaciones que típicamente podrás encontrar en las universidades. En España – sobretodo comparado con países como Francia – la oferta es algo más limitada pero también hay opciones muy interesantes.

¿Qué te proponemos?

Te proponemos acercarte a alguna de las asociaciones de estudiantes que hay en tu escuela, facultad o universidad. Podrás ver qué es lo que hacen y cuál se adapta más a tus gustos: política, deportes, internacionalización, emprendimiento o cultura son las más conocidas.

¿Qué obtendrás?

Dependiendo de la asociación concreta a la que te apuntes obtendrás unas u otras cosas. Sin embargo, (casi) todas las asociaciones te ofrecerán seguro: nuevas amistades, algún viajecillo ocasional y aprender y mejorar nuevas habilidades (esas transversales que comentábamos antes). Esto último puede parecer lo menos atractivo en un principio pero cuando vas a una entrevista de trabajo es clave. Sobre todo si son tus primeras entrevistas.

Nos ponemos en situación: sales de la universidad con tu título de – digamos – máster en la especialidad X. Es tu primera entrevista por lo que los CV de casi todos los posibles candidatos están cortados por el mismo patrón: una carrera, un máster, un idioma más o un idioma menos y algún trabajo de verano o prácticas de empresa cortas. Si quieres añadirle algún valor añadido – ¡y diferenciador! – el asociacionismo te lo pone fácil. Al CV que he comentado, añádele haber liderado a un equipo de trabajo, haber llevado las cuentas de alguna actividad o de la asociación, haber organizado un viaje o evento para X personas… y todo ello como voluntario simple y llanamente porque la temática te apasionaba. No hay color y en cualquier entrevista, se nota.

¿El reto?

El reto es un poco el mismo de siempre: combinar tu vida académica con el resto de tu vida, ya sea personal, profesional o – en este caso – asociativa, es todo un reto en sí mismo. Aunque ya te hemos contado los beneficios que conlleva, que no son nada despreciables.

Me habéis convencido, ¿dónde voy?

Como hemos comentado, hay muchas asociaciones en casi cualquier universidad española. Algunas de ellas son algo más conocidas porque se agrupan entre las distintas universidades de una región, país o incluso mundial. De esta forma, crean paraguas, sinergias y poder de representación a los niveles más altos posibles. Te mencionamos algunas de ellas:

  • Erasmus Student Network, AISBL: conocida por la abreviación ESN, la encontrarás en muchísimas universidades europeas (tantas como en más de 400) y siempre están abiertos a abrir nuevas asociaciones en nuevas universidades. Es el sitio ideal donde hacer amigos y abrirte a la internacionalización dado que se ocupan de la acogida de los estudiantes Erasmus en las universidades locales. Tocan temas tan variados como desde la política educativa a la próxima fiesta de bienvenida a los Erasmus que no querrás volver a perderte nunca más.
  • IAESTE: es una red que funciona genial para el tema del intercambio de prácticas de empresa. Un hongkonés consigue unas prácticas de empresa de tres meses para el próximo verano que te intercambia por las prácticas de empresas que has conseguido tú en Barcelona. Ahora multiplicas eso por miles y miles de ofertas de prácticas de empresas. Montas un sistema de reparto entre todos los participantes al programa de todas las asociaciones locales que participan. ¡Y ya tienes un buen plan montado!
  • Delegación de Alumnos: aunque tienen un rol eminentemente regulado e integrado en la universidad, es un sitio ideal donde aprender cómo funciona la universidad, el sistema educativo de un país y hacer contactos si quieres seguir en el mundillo el día de mañana.
  • AIESEC: tiene programas de prácticas, voluntariado y emprendimiento y están muy enfocados a habilidades empresariales. Muy recomendable para complementar tu CV en estos campos.
  • Muchas otras: consulta el censo de asociaciones de tu escuela. ¡Te sorprenderás! Un extracto de algunas de las que podrás encontrar en el PDF de 54 páginas de censo de la UPC son estas: SVGA (Series and Videogames Association), Barcelona Mobile Apps, ESN UPC, Grup de teatre d’enginyers, Cine-club enginyers, Ràdio-club enginyers, Associació Cultural TELECOGRESCA, ETSEIB-escacs (ajedrez), Club de rol de la UPC, etc.

¿Y bien?

¿Te lo estás pensando y tienes dudas? ¿O has participado en alguna de estas asociaciones y tienes otras opiniones? No te cortes y cuéntanoslo.

Deja un comentario